El Menjador

El Menjador La Seu d'Urgell

Patatas Bravas a la Seu d’Urgell

45palillosPatata
Una gran patata asada al horno y con un pequeño agujero en la parte superior. Un modo algo distinto, pero con ese fondant que deben tener las patatas bravas. Se sirve con piel pero no supone ningún estorbo, incluso le aporta sabor.

Salsa
Un allioli con membrillo y una salsa de tomate con un punto picante que de verdad vuelve loco.
Pero la sorpresa te la llevas al abrir la patata ya que conjuntamente con las dos salsa aparece un olor a leña que a fecha de hoy nos preguntamos aún como han podido ponerlo dentro, una dulzura para los sentidos.

Trato
Exquisito y acogedor. Un trato de los de la antigua usanza, de restaurante pequeño y con encanto, mezclado con ese servicio más moderno donde te recomiendan que comer y como comer. Nos sorprendió ver criticas en tripadvisor referentes a la calidad del servicio, aunque por lo visto todo radica en que el restaurante és pequeño y puede ser difícil situar una mesa con más de 10 personas.

Sitio
Como el trato, acogedor y con encanto. Con un diseño propio, con cuadros hechos por la misma jefa y pinturas que aunque cálidas a veces rozan la psicoledia.  De todos modos nos pareció uno de esos pequeños espacios que queremos que siga siendo nuestro y poca gente más descubra. La carta se compone de pequeños platos a modo de tapa para compartir, pero con un gran punto de ingenio y con mucho sabor. Además que por 25€ por persona podéis salir muy bien comidos y bebidos (trufa con sal y aceite de postre es obligado pedirlo).

Valoración
Sabemos que no es el plato típico de patatas bravas, pero creíamos que era digno de mención, ya que a priori nos parecía un experimento de esos que se desinflarían por si mismos, pero acabamos pidiendo otro plato, y no pedimos un tercero por pura vergüenza.  Recomendamos el sitio al 100% así como su patata brava. Si vais a la Seu d’Urgell o pasáis para ir a andorra es visita obligada.